¿Por qué Ser Vegetariano? Imprimir E-Mail
Índice del Artículo
¿Por qué Ser Vegetariano?
Página 2
Página 3

Porqué ser vegetariano

 

Hay más de una razón para hacerse vegetariano(a), cuando leas ésta información y teniendo todo esto en cuenta, es difícil comprender qué razones puede tener alguien para no hacerse vegetariano:

 

La Salud

 Cada año se sacrifican millones y millones de mamíferos y aves con fines alimenticios. Cuando las personas compran, cocinan y comen carne no reflexionan sobre lo que le ha sucedido al animal que se comen. El hombre no cuenta con un organismo (como el de las bestias) que elimine de inmediato la carne. Esta se descompone rápidamente y permanece en el cuerpo del humano dando lugar a infinidad de efectos tóxicos muy peligrosos para la salud. Entre los órganos más atacados por éstas toxinas son los riñones, un consumidor de carne moderado con el paso del tiempo aumenta el riesgo de trastornos y enfermedades de tipo renal entre otras (enfermedades cardíacas, cáncer, osteoporosis, cálculos, hipertensión, arteriosclerosis, etc.)

A la carne se le añaden normalmente numerosos productos químicos muy dañinos, lo cual muchos consumidores no tienen la menor información. A los animales se les mantiene con vida y se les engorda con un contínuo suministro de tranquilizantes, hormonas, antibióticos, y una cantidad aproximada de 2700 sustancias químicas distintas. Este tratamiento comienza ya antes de que nazcan los animales y continúa incluso cuando ya están muertos. Estos productos químicos continúan presentes en la carne cuando tú te los comes y la ley no exige que se especifiquen al consumidor. Estudios médicos han comprobado que una alimentación vegetariana es más fácil de digerir, proporciona una mayor variedad de nutrientes y contribuye a menos grasas e impurezas al cuerpo. Los vegetarianos son menos susceptibles a las principales enfermedades que afligen a la humanidad contemporánea y por ésta razón viven más años, son más saludables y tienen una vida más productiva, tienen menos problemas físicos y visitan menos al doctor y dentista. Su sistema inmune es más fuerte, sus cuerpos más puros y su piel más hermosa.

 

Etica

Cada año se sacrifican millones y millones de mamíferos y aves con fines alimenticios. Cuando las personas compran, cocinan y comen carne no reflexionan sobre lo que le ha sucedido al animal que se comen. Muchas publicidades y empresas intentan mostrar una falsa realidad: figuras de vacas o pollos felices, personajes que animan a grandes y a chicos a comer hotdog o hamburguesas, sin embargo la verdad no resulta tan graciosa. Los mataderos son una visión del infierno. Los animales pasan una corta vida encerrados en jaulas, son administrados con hormonas y antibióticos, enfermos y débiles viven en condiciones crueles y antinaturales.

Cuando les llega la hora de la muerte, en medio de atroces gritos de angustia los animales son aturdidos a golpes de martillo, con corriente o con fusiles neumáticos y después colgados cabeza abajo son transportados mecánicamente al lugar de la matanza donde se

Luego se les aprovecha todo de ellos: pellejo, grasa, carne e interiores.Con el pellejo o cuero se hacen productos para vestir, zapatos, bolsos, cinturones, billeteras entre otros. La grasa se ocupa para diversos productos comestibles. Huesos y ligamentos se hierven y se obtiene gelatina, también se ocupan para otros usos. La carne pasa a ser filete, bistec, hamburguesas, carne picada, etc.

 

Conciencia, Espiritualidad y Religión

Mucha gente jamás podría matar a un animal con sus propias manos porque piensan que sería algo horrible, sin embargo se consideran libres de violencia si comen la carne de animales matados por otros. Esto es superficial ya que la persona que compra o come carnes está pagando por la muerte de ese animal y eso lo hace complice de esa violencia y masacre.

La comida es la fuente química del cuerpo y lo que ingerimos afecta a nuestra conciencia, emociones y patrones de experiencia. Si uno quiere vivir en un estado de conciencia mayor, en paz, felicidad y amor por todas las criaturas; no debemos comer carne, pescado, mariscos, aves, ni derivados de ningún animal. Al ingerir las sustancias más burdas de los alimentos animales introducimos ira, celos, miedo, ansiedad, desconfianza y un miedo terrible a la muerte dentro del cuerpo y la mente, todos ellos están en la carne de las criaturas muertas.

 

El Problema del Hambre Mundial

Una alimentación basada en cereales, verduras y legumbres puede alimentar a una cantidad de personas 20 veces mayor que una alimentación a base de carne. En la actualidad casi la mitad de los terrenos cultivados en USA se emplean para alimentar animales que luego serán sacrificados. Si la superficie cultivable de la tierra se utilizase para la producción de alimentos vegetarianos nuestro planeta podría abastecer a una población de más de 20 millones de habitantes. Podemos entonces decir que el problema del hambre en el mundo es falso, en la tierra se producen alimentos más que suficientes para todos, el problema es que hay una mala distribución de éstos. Hay una frase muy cierta: "El consumo de carne por parte del rico significa hambre para el pobre".

 

Ecología

Nuestro planeta sufre, en gran medida la creciente pérdida de especies, la destrucción de antiguas selvas tropicales para crear tierras de pasto para alimentar al ganado, la pérdida de tierra fértil y el consecuente incremento de las impurezas del agua y la contaminación del aire han sido relacionadas con el simple hecho de incluir la carne en la alimentación del ser humano. Ninguna decisión que tomemos como individuos o como grupo puede tener un efecto tan dramático en el mejoramiento de nuestra ecología planetaria como la decisión de no comer carne.

 


 

Diferencias entre  carnívoros y herbívoros

 

Hoy en día, con la evidencia cada vez mayor de los efectos críticos de la dieta sobre la buena salud y la longevidad, mayor número de personas está averiguando esta cuestión: ¿es más apto el cuerpo humano para una dieta vegetariana para una que incluya carne?.

Al indagar las respuestas, deberán tomarse en consideración dos aspectos: la estructura anatómica del cuerpo humano, y los efectos físicos de consumo la carne.

 

Ya que el comer comienza la boca ¿qué puede decirnos la anatomía de esta parte del cuerpo?. La dentadura humana, al igual que la de las criaturas herbívoras, se encuentra diseñada para triturar y masticar materia vegetal. El ser humano carece de los agudos colmillos para desgarrar la carne que son característicos de los carnívoros. Los animales que comen carne por lo general tragan sin masticar su alimento y, por consiguiente, no necesitan de molares o de una mandíbula capaz de moverse lateralmente. También la mano humana, carente de uñas afiladas y con su pulgar oponente es mucho más apta para la recolección de frutas y vegetales que para matar una presa.

 

La digestión de la carne.

 

Una vez dentro del estómago, la carne necesita de jugos gástricos con una elevada concentración de ácido clorhídrico. El estómago del ser humano y de los no carnívoros produce ácido con una concentración 20 veces menor que el que se encuentra en los carnívoros.

 

Otra empresa crucial entre el carnívoro y el vegetariano se encuentra en el tracto intestinal, en donde el alimento sufre una digestión posterior y los nutrientes pasan a la sangre. Los trozos de carne son tan sólo un pedazo de cadáver, y su putrefacción crea desechos venenosos dentro de cuerpo. Por consiguiente, la carne tiene que ser rápidamente eliminada. Con este propósito, los carnívoros poseen tubos digestivos cuya longitud es de únicamente tres veces la longitud de sus cuerpos. Ya que el hombre, al igual que los otros animales que no comen carne, en el tubo digestivo que es 12 veces la longitud del cuerpo, retiene dentro de su organismo demasiado tiempo la carne, la cual se pudre o se descompone rápidamente, produciendo un sinnúmero de efectos tóxicos indeseables.

 

Un órgano del cuerpo y se ve afectado de manera adversa por estas toxinas es el riñón. Este órgano vital, el cual se encarga de extraer los desechos de sangre, se ve forzado por la sobrecarga de venenos producidos debido al consumo de carne. Incluso aquellas personas que comen carne en forma moderada, requieren tres veces más trabajo de parte de sus riñones que los vegetarianos. Puede que los riñones de una persona joven sean capaces de salir adelante con esta tensión, pero a medida que se envejece, los riesgos de enfermedades y colapso de los riñones aumentan en forma dramática.

 

comparaciones fisiológicas

carnívoro herbívoro hombre
tiene garras no tiene garras no tiene garras
Su piel no tiene poros.
transpira por la lengua
Transpira por los poros de la piel Transpira por los poros de la piel
Dientes delanteros afiliados para desgarrar, sin molares planos para masticar No tiene dientes delanteros puntiagudos. Tiene molares planos posteriores No tiene dientes delanteros puntiagudos. Tiene molares planos posteriores
Intestino tres veces más largo que su cuerpo, así la carne en descomposición puede eliminarse más rápidamente El intestino es de 10 a 12 veces más largo que el cuerpo El intestino tiene 12 veces el largo en largo del cuerpo
Fuerte ácido clorhídrico en el estómago para digerir la carne Ácidos estomacales 20 veces más suaves que en los carnívoros Ácidos estomacales 20 veces más suaves que en los carnívoros
 


 
< Anterior   Siguiente >
Libro de Visitas, Guestbook

Contactar por E-mail